WRC Tour de Corse, el clásico del asfalto

Del 28 al 31 de marzo Córcega será el escenario de la cuarta prueba del Campeonato del Mundo FIA de Rallies, la primera del año que se disputará enteramente sobre asfalto puro. La escarpada isla francesa siempre augura grandes dificultades y emoción en una cita mítica en la historia de los rallies. Las carreteras estrechas y reviradas distribuidas por la orografía montañosa, junto con un asfalto abrasivo y unos tramos por lo general largos, serán los componentes que, como cada año, complicarán las cosas a los equipos.

toyota celica

Con base en Bastia, las 96 tripulaciones inscritas tendrán que completar un recorrido un 80% diferente al de la edición de 2018, compuesto por 14 tramos y un total de 347,51 km contra el crono. Porto-Vecchio será, en esta ocasión, el lugar que verá a los pilotos cruzar el podio de salida el jueves por la noche. El viernes la acción se centrará en el sur de la isla con tres tramos a doble pasada, dos de ellos completamente nuevos, que totalizarán 121,82 km. En la etapa del sábado se disputarán otros tres, también a doble pasada. Uno de ellos será Castagniccia, el más largo del rally, en el que los pilotos tendrán que completar 47,18 km. La jornada final constará de dos tramos, con Calvi como Power Stage.

El ‘Rally de las 10.000 curvas’ llega cargado de emoción con una lista de inscritos muy abundante y luchas aseguradas en cada categoría. Son 10 los coches World Rally Car inscritos. Toyota Gazoo Racing WRT, líderes en la clasificación provisional de Constructores y de Pilotos, alineará a sus tres habituales: Ott Tänak-Martin Järveoja, Kris Meeke-Sebastian Marshall y Jari-Matti Latvala-Miikka Anttila. Sébastien Ogier-Julien Ingrassia y Esapekka Lappi-Janne Ferm defenderán los intereses del Citroën Total WRT.

cartel tour de corse
Por su parte, Hyundai Shell Mobis WRT contará con uno de los dúos más laureados de la prueba, Sébastien Loeb-Daniel Elena. También se subirán a un Hyundai i20 Thierry Neuville-Nicolas Gilsoul y Dani Sordo-Carlos del Barrio, que ocupan un asiento que en un principio estaba destinado a Andreas Mikkelsen. Por último, Elfyn Evans-Scott Martin y Teemu Suninen-Marko Salminen serán los que se pondrán a los mandos del Ford Fiesta WRC de M-Sport.

En WRC2 Pro sólo son dos los R5 inscritos, Kalle Rovanperä-Jonne Halttunen (Škoda Fabia R5) y Lukasz Pieniazek-Kamil Heller (Ford Fiesta R5) reanudarán su lucha por el liderato en una prueba en la que esperan coger unos valiosos puntos, dado que el actual líder, Gus Greensmith, estará ausente. La participación en WRC2 es más generosa, con 16 equipos entre los cuales cabe resaltar la presencia de los españoles Nil Solans-Marc Martí, a bordo de un Ford Fiesta R5 de M-Sport. El hermano mayor de los Solans se estrena esta temporada en la carrera francesa. Entre los nombres más destacados de la categoría están Ole Christian Veiby-Jonas Andersson (Volkswagen Polo GTI R5), que encabezan la clasificación del mundial, Yoann Bonato-Benjamin Boulloud (Citroën C3 R5) y Adrien Fourmaux-Jamoul Renaud (Ford Fiesta R5).

Segunda cita del JWRC
En JWRC la inscripción también es notable. Entre los pilotos que se subirán a los Ford Fiesta R2 estarán Jan Solans-Mauro Barreiro, que irán a por todas tras el podio conseguido en Suecia, pero corredores de la talla de Tom Kristensson, Roland Poom, Ken Torn o Dennis Radström no les pondrán las cosas nada fáciles.

Related Posts

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies